martes, 13 de febrero de 2018

NECROMUNDA Y GANG WAR: OPINIÓN PERSONAL E INFORME CÓMICO

Decididos a descender al Submundo nos hicimos con el Gang War y nos dispusimos a jugar una serie de partidas encadenadas a modo de precampaña que nos permita familiarizarnos con las reglas y probar cosillas antes de meternos de lleno con el roster, el montaje y el pintado de nuestras bandas.

Como Necromunda sigue siendo un juego transgresor que vive de los homenajes jugamos dos partidas encadenadas a modo de campaña narrativa en las que Hellboy (y sus Van Saar contratados) persiguen a unos Delaque que han llamado la atención de la Inquisición.

INFORME DE BATALLA (CÓMIC)

VALORACIÓN DE LAS PARTIDAS 
El Nuevo Necromunda es fácil de jugar y más aún si juegas a 40K porque hereda el sistema de 8ª Edición (como el viejo lo hacía de 2ª). La mayor diferencia estriba en los movimientos, la facilidad para impactar (si tenemos en cuenta que en el viejo impactar era motivo de fiesta) y las bandas con perfiles diferenciados. 

LO MEJOR: 
- Activación alterna de miniaturas. Da mucho más margen de trabajar la estrategia. 
- Mucho más armamento estándar o raro que disfrutar.
-El zone mortalis. Ambas las jugamos en el Underhive Zona Mortal y nos gustó mucho el movimiento, la línea de visión, las barricadas, los conductos y las puertas. También las losetas con caídas o pozos tóxicos y las reglas de pesadillas en la oscuridad (donde te pasan desgracias). 

LO PEOR: El reglamento principal viene en inglés (salvo el libreto que es un poco costroño) y lo que viene en español tiene una traducción MUY mejorable. 

NO SÉ QUÉ DECIR: 
- Generalmente manejas menos miniaturas que antes (casi siempre una media docena).
- Las cartas de estrategia que nos tocaron fueron de las más flojas.

VALORACIÓN DEL GANG WARS (REGLAS DE CAMPAÑA)
Necromunda fue el origen, Mordheim fue el siguiente escalón y ahora este es un híbrido: Necromunda cogiendo lo que funcionaba bien de Mordheim.
Básicamente es el Necromunda de siempre (armamento muy variado, más perfiles, más opciones y habilidades) pero con héroes que son los que recaudan, secuaces que mejoran pero menos que los héroes, un almacén que ya no funciona aleatoriamente sino a base del valor numérico Raro X, el territorio es un valor numérico y no 6 asentamientos distintos (que ahora son un rasgo especial) y aparte de valoración de banda también hay reputación.
Es positivo eso de darse un respiro en la campaña, pudiendo pararla pero en ese parón la vida sigue y la banda evoluciona.

OPINIÓN SOBRE EL NUEVO NECROMUNDA
El juego tiene el mismo sabor que antes. No han suicidado el trasfondo sino que sigue siendo el mismo Submundo donde vivir aventuras y la mayor parte de las veces pasarlo fatal.

LO MEJOR
- La alternancia de activación de miniaturas y la tirada de iniciativa.
- Las miniaturas muy guapas. Y las cartas individuales ayudan bastante al empezar.
- Las novedades (pistoleros nuevos, más uso de granadas, más equipo, mascotas, ayudantes, más tiles...) prometen mucho.
- Trasfondo que ha avanzado y se ha expandido.

LO PEOR
- Pierde drama (ver Hielo y Acero donde lo explican muy bien) aunque en el fondo quedan penurias de sobra.
- Los reglamentos. Está el inglés, el spanglish, el español traducido de cualquier manera y los errores tipográficos. Y luego perfiles de armas que son diferentes según en qué tabla o armas que no tienen perfil (porra por ejemplo). Eso sí: el papel, la maquetación, el orden de las cosas (fácil de encontrar/interpretar/usar) y las imágenes son de calidad.
- Se han cargado (a fecha de hoy) el escenario Tiroteo, sin lugar a dudas el más cachondo de todos.
- ¡¡¡ES UN SACADUROS!!! Llevamos tres libros (1 Reglamento y 2 Suplementos) para tener las reglas del juego, tres casas, las reglas de campaña y los pistoleros a sueldo... En el viejo con 3 libros (Manual, Reglamentoe y Desterrados) ya lo teníamos TODO.

CONCLUSIÓN
El Nuevo Necromunda me ha divertido y mucho. Sabe igual de bien que el de siempre pero en la nueva línea de warhammer. Así que no sé con que carta quedarme.
Estableciendo un paralelismo obvio: Si te gusta más octava edición te gustará este. Si eres de ediciones anteriores (o incluso un oldhammero puritano) preferirás el viejo. Si eres un culoduro (que pretende que le llamemos jugador competitivo) no te va a gustar ninguno.
Suerte con los dados 

No hay comentarios:

Publicar un comentario